La economía hoy

(Ampl.) El Gobierno mejora su previsión de deuda pública, hasta el 95,4% del PIB, pese al menor crecimiento

La ratio de deuda pública sobre PIB cerró 2018 en el 96,9%

MADRID, 11

El Gobierno ha rebajado en una décima su previsión de crecimiento para este año, hasta el 2,2%, por el mayor ajuste fiscal derivado de los Presupuestos de 2019 al no haber podido actualizar la senda de déficit, si bien ha mejorado sus previsiones de reducción de la ratio de deuda pública sobre PIB en una décima para 2018 (96,9% del PIB) y para este año (95,4%).

Así figura en la actualización del cuadro macroeconómico, presentado por la ministra de Economía y Empresa, Nadia Calviño, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, que ha dado luz verde al proyecto de ley de Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2019.

Calviño ha destacado que el principio que marca las nuevas previsiones es el de la “prudencia”, tanto en los supuestos externos como en las consecuencias de las medidas de política económica, y ha destacado que la economía sigue una senda de crecimiento “sólido”, ya que los indicadores económicos más recientes son “más positivos de lo esperado”.

De esta forma, tras cerrar con un cuarto trimestre de 2018 “mejor” que los trimestres previos, ha asegurado que la economía española entra en 2019 con una dinámica “muy positiva” para hacer frente a posibles retos. De hecho, ha recordado que el consenso de los organismos nacionales e internacionales apuntan a una horquilla de crecimiento de entre el 2,2% y el 2,4% para este año.

No obstante, las previsiones del Gobierno contemplan que el PIB pasará de crecer un 2,6% en 2018 al 2,2% este año, una décima menos que en su anterior pronóstico, debido al ajuste fiscal de los Presupuestos tras el rechazo a la senda fiscal del Gobierno, que proponía un margen de 6.200 millones al relajar el objetivo de déficit al 1,8% del PIB, frente al 1,3% vigente.

Asimismo, el consumo privado pasará del 2,3% al 1,7%, lo que supone una décima menos de lo que hasta ahora preveía el Gobierno para este año; el consumo público del 1,9% al 1,4% y la inversión del 5,7% al 4,4%. Mientras, las exportaciones incrementarán su ritmo de crecimiento del 2,4% en 2018 al 2,8% en 2019 y las importaciones en cambio pasarán del 3,5% al 3,1%, respectivamente.

MENOR DEUDA Y MÁS PARO DE LO PREVISTO

A pesar del menor crecimiento previsto, el Ejecutivo ha mejorado sus previsiones de reducción de la ratio de deuda pública sobre PIB. Así, cree que tras cerrar en el 98,1% en 2017, la ratio se redujo al 96,9% en 2018, una décima menos de lo que preveía en octubre, y seguirá disminuyendo hasta cerrar este ejercicio en el 95,4%, una décima menos de su anterior pronóstico.

En materia de empleo, la estimación del Gobierno es que 2018 y 2019 conlleven la creación de 800.000 puestos de trabajo, con lo que la tasa de paro será del 15,5% en 2018 (igual a la previsión anterior) y del 14% en 2019, en este caso dos décimas más de lo contemplado en el anterior cuadro macroeconómico de octubre.

La titular de Economía ha hecho hincapié en que el crecimiento es “sostenible” a medio plazo porque la economía crece a “buen ritmo”, con una inflación “muy contenida”, por debajo de la media europea, a lo que se suma la tendencia “muy positiva” del mercado laboral en 2018, que cerró con 19 millones de afiliados, 564.000 más (+3%) que en 2017, y una reducción del paro en 210.000 personas (-6%).

Según Calviño, la tendencia de crecimiento es “más equilibrada” por el sector exterior, al mantenerse el superávit por cuenta corriente, y también por la reducción de los tipos de interés de la deuda pública, con unas condiciones de financiación del Tesoro “muy favorables”.

Sobre las previsiones de los organismos internacionales, ha apuntado que éstas no tienen en cuenta la bajada del precio del petróleo, ni el impacto de las medidas que adoptó el Gobierno a finales del año pasado tendentes a aumentar la renta disponible de las familias.

La ministra ha defendido la importancia de los Presupuestos de 2019 porque incorporan un esfuerzo “muy importante” en el ámbito de políticas sociales y ha advertido de que si “no es deseable” que no vean la luz desde el punto de vista económico, ya que su ausencia supondría un mayor déficit público.

“Me parece muy difícil que se rechacen, P y Cs tendrán que explicar por qué no apoyan unos PGE que combinan disciplina fiscal y políticas sociales”, ha enfatizado.

Share

Source: Europapress

Reciba la revista de cada mes en su domicilio
Etiquetas
Ver más

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba

Nuestra web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecerte un mejor servicio. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información en cualquier momento.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Cerrar